Un ciberataque de dimensión nunca vista afecta a instituciones alrededor del mundo

Un amplio ataque informático paralizó el viernes las computadoras y otros sistemas en hospitales de toda Inglaterra, obligando a la cancelación de citas, cortando las líneas telefónicas y el rechazo de pacientes, en lo que parece ser un ataque masivo informático en toda Europa.

El mismo viernes, el gobierno español anunció que varias firmas, incluido el gigante de las telecomunicaciones Telefónica, sufrieron un ataque de cibercriminales que infectó redes de computadores con "ransomware".

El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos dijo ser consciente de que las infecciones por el ransomware alcanzaron a "varios países alrededor del mundo". "Es un ataque internacional que afectó a diversos países y organizaciones", dijo May a la BBC.

Los portales web del Tribunal de Justicia y el Ministerio Público de Sao Paulo, Brasil, salieron del aire como medida de precaución por el ciberataque.

Se registraron ataques similares en España, Portugal y Rusia.

Se presenta como un programa inofensivo pero suele infectar el sistema operativo explotando una vulnerabilidad del software y cifrando archivos.

Especialistas en informática advirtieron que 2017 registrará un incremento de este tipo de ataques que serán cada vez "más sofisticados" y que afectarán tanto a empresas como a particulares, y, probablemente, llegará a los 'smartphones' (teléfonos inteligentes), que hasta ahora no se ven afectados por este tipo de ciberataques.

Según los medios locales, diversos hospitales se han visto afectados de forma simultánea por un virus que ha bloqueado sus sistemas.

Los hospitales de Londres y otras partes del país que experimentaron problemas pidieron a los pacientes que no acudieran a las clínicas a menos que fuera una emergencia.

Según publicó The Guardian, hospitales públicos a lo largo de toda la isla se han visto afectados, lo cual ha alejado a sus funcionarios de sus computadores e interrumpido atenciones a pacientes de emergencia. Hubo informes de incidentes similares en Portugal.

NHS Digital, que supervisa la ciberseguridad del sistema hospitalario británico precisó que el ataque usó la llamada variante Wanna Decryptor de malware, que mantiene a los equipos afectados como rehenes mientras los atacantes exigen un rescate. En las pantallas de las computadoras infectadas por el virus informático, de origen desconocido por el momento, aparecía un mensaje que exigía un rescate pecuniario (300 dólares a una cuenta en bitcoin, según capturas de pantallas publicadas por la prensa) a cambio de acceder al sistema. "Los mensajes decían: "¡Oops, sus archivos fueron encriptados!".

Un grupo de hackers llamado "Shadow Brokers" difundió el virus en abril alegando haber descubierto el defecto de la NSA, según Kaspersky. David Emm, investigador en seguridad informática de GReAT (Global Research & Analysis Team), en Kaspersky Lab, explicó que "hay varios motivos para los ciberataques, desde los beneficios financieros al deseo de plantear alguna reivindicación social o política, pasando por el ciberespionaje e incluso el ciberterrorismo".

Latest News